La bella región de la Provenza, en el sureste de Francia, es el sueño de cualquier viajero, en especial por sus bonitos paisajes, sus ruinas romanas y sus pintorescas aldeas en lo alto de las montañas. Pero también destaca por sus incontables delicias gastronómicas, desde mercados agrícolas y bodegas familiares hasta restaurantes con estrellas Michelin. La región es, desde hace mucho, un popular destino turístico, y entre sus visitantes se cuentan celebridades como Cézanne y Van Gogh, quienes, junto con muchos otros viajeros del pasado, quedaron hechizados por su variada belleza natural, su elegante arquitectura y la paleta de colores de los campos de girasoles y lavanda.

    Aunque resulta tentador pasar "un año en la Provenza" y vivir las experiencias que relata el autor, Peter Mayle, en el libro superventas del mismo título, los atractivos de este destino harán que tu escapada también sea inolvidable, con independencia de si pasas aquí toda una semana o solo unos días. Echa un vistazo a nuestra selección de las mejores actividades en la Provenza y te harás una buena idea de todas sus posibilidades.

    1

    Crucero por el Ródano y los canales

    Un recorrido nocturno por las mejores atracciones

    • Parejas
    • Foto
    • De lujo

    El Ródano, uno de los ríos más importantes de Europa, nace en los Alpes suizos y desemboca en el Mediterráneo, y durante su recorrido sinuoso por el sur de Francia pasa por algunos lugares verdaderamente espectaculares. Hay muchísimas formas de explorarlo, desde excursiones cortas de una o dos horas a lugares como la isla de Barthelasse en Aviñón, hasta cruceros de una o más semanas con alojamiento a bordo.

    Las visitas de varios días permiten descubrir majestuosos monumentos romanos, bodegas locales y bellos olivares, y también conocer los suaves paisajes provenzales que inspiraron las obras de Vincent van Gogh. La mayoría de las excursiones incluyen paradas en Aviñón y Arlés, con desvíos a coquetas localidades como Martigues, conocida también como "la Pequeña Venecia".

    2

    De compras en los mercados de Aix-en-Provence

    La ciudad en la que nació el posimpresionista Cézanne

    Con su floreciente oferta gastronómica, su artesanía y sus mercados de flores ubicados en plazas y calles de postal, la elegante localidad de Aix-en-Provence es un lugar ideal para ir compras y perder la noción del tiempo.

    Puedes empezar tu visita en el casco viejo y explorar su laberinto de callejuelas salpicadas de mercadillos, boutiques y cafeterías. Le Grand Marché, o "gran mercado", se celebra los martes, los jueves y los sábados por la mañana y en él verás las mejores exquisiteces locales. No pierdas la oportunidad de probar auténticos manjares de la región como el melón de Cavaillon, el queso de cabra, las aceitunas y el vino. Este lugar también rebosa de productos artesanos como jabón de lavanda, tejidos y objetos de cerámica, así como de una ecléctica combinación de objetos antiguos y de segunda mano.

    Mapa

    Foto de Anna & Michal (CC BY-SA 2.0) modificada

    3

    Un día en las ruinas romanas de Nimes

    Aprovecha para asistir al Festival de Nimes en verano

    • Familias
    • Foto
    • Historia

    Un viaje a Nimes debe incluir un recorrido por sus extraordinarias ruinas romanas, las cuales han logrado resistir desde los días en los que el emperador Augusto gobernaba estas tierras, hace 2000 años. Entre ellas destaca la Arena, un gigantesco anfiteatro del año 70 d. C. que, en su momento, acogió las luchas de gladiadores. En la actualidad, la diversión es mucho más tranquila, ya que se utiliza para conciertos y otros eventos culturales.

    Otro edificio bellamente preservado es la Maison Carrée, construida originalmente como un majestuoso templo romano en el año 20 a. C. Si te apasiona la historia, no te puedes perder el acueducto Pont du Gard, con tres niveles distintos; los jardines de La Fontaine, un parque del siglo XVII que acoge los restos del templo de Diana; y la Torre Magna, una antigua atalaya romana.

    Mapa

    Foto de Shadowgate (CC BY 2.0) modificada

    4

    Un bonito paseo por las calles de Gordes

    Disfruta de vistas panorámicas del valle de Luberon

    Ubicado en las laderas de Vaucluse, a unos 40 kilómetros de Aviñón, el pueblo de Gordes ofrece vistas espectaculares y un laberinto de estrechas calles adoquinadas que están esperando a que las explores. Y no nos cabe duda de que querrás pasar días y días paseando entre las fuentes, plazas y casas de piedra de este encantador pueblo.

    De los distintos lugares de interés histórico de Gordes y sus alrededores destacamos, por ejemplo, el castillo, una imponente estructura que combina elementos que abarcan desde la Edad Media hasta el Renacimiento. A las afueras de la aldea se encuentra el fascinante pueblo de los bories, con cabañas hechas solo de piedra seca.

    Mapa
    5

    Disfruta de la bullabesa en el puerto viejo de Marsella

    Sabroso marisco y espectaculares vistas al mar

    • Gastronomía
    • Historia

    Marsella es la ciudad más antigua de Francia, y su puerto viejo ha sido su corazón social y comercial durante más de dos milenios. Aunque este destino portuario a veces tiene fama de canalla, también se lo conoce por su exquisita gastronomía.

    Aquí podrás descansar en uno de los bares o cafeterías junto al mar y, cómo no, disfrutar de las vistas de los barcos pesqueros tradicionales y los yates de lujo que se mecen en la bahía. Eso sí, no te marches sin probar su plato más popular: la bullabesa. Puedes degustar la versión más sabrosa y auténtica de este estofado de pescado en los restaurantes Le Miramar, Chez Fonfon y Le Rhul.

    Mapa
    6

    Palacio de los Papas en Aviñón

    Construido en el siglo XIV por Benedicto XII y Clemente VI

    • Foto
    • Historia

    Con 15 000 metros cuadrados de superficie interior, el palacio de los Papas es la estructura gótica más grande de su categoría en Europa y lleva dominando el paisaje de Aviñón junto al Ródano desde el siglo XIV. Durante siete siglos fue un importante centro de la Iglesia y, en la actualidad, es un lugar declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

    En su interior podrás recorrer más de 20 habitaciones que incluyen las dependencias privadas de los papas, decoradas con los frescos que pintó el artista italiano Matteo Giovannetti. De junio a noviembre, la gran capilla acoge una exposición de arte anual, mientras que en julio su patio ofrece las representaciones del Festival de Teatro de Aviñón. Y si quieres exprimir todo el jugo a la visita, te gustará saber que también se ofrecen visitas guiadas.

    Ubicación: 84000 Aviñón, Francia

    Horarios: De lunes a sábado, de 09:00 a 17:00.

    Teléfono: +33 4 32 74 32 74

    Mapa
    7

    Recorre los senderos de las gargantas del Verdon

    El Gran Cañón europeo

    • De aventura

    Las espectaculares gargantas del Verdon ofrecen a los senderistas un sereno y variado paisaje de profundos cañones y ríos de color turquesa. Podrás recorrer rutas que pasan por vetustos bosques de robles, iglesias y pueblos, y serpentean hasta miradores que te dejarán con la boca abierta.

    Uno de los senderos más populares es el Blanc-Martel, el cual discurre entre Point Sublime, en Rougon, y Chalet de la Maline. Se trata de un trayecto de 14 kilómetros, es decir, unas seis o siete horas, que atraviesa terreno silvestre y montañoso, e incluye algunas escaleras empinadas. Además, gracias a la excelente señalización del camino, podrás seguirlo a tu ritmo sin problemas, aunque quizás te apetezca unirte a las excursiones guiadas que se organizan.

    Mapa
    8

    Idílicos caminos entre flores de lavanda

    Disfruta de los irresistibles olores y colores del verano provenzal

    • Foto

    Una de las imágenes más famosas de la Provenza son sus campos de lavanda, los cuales muestran sus flores por toda la región durante los meses de verano. El mejor momento para contemplar esta bella estampa es desde finales de junio hasta principios de julio, aunque depende de la ubicación y de la meteorología.

    Si quieres sacar fotos para presumir en Instagram, acude a los campos que se extienden delante de la abadía de Senanque, en el valle de Luberon, muy cerca de Gordes. También encontrarás bonitas imágenes de postal en las mesetas de Sault o Valensole. Además, si te interesa descubrir más detalles sobre esta emblemática flor provenzal, los tienes en el Museo de la Lavanda, en la localidad de Coustellet, o puedes incluso acercarte a una de las granjas de la zona, que suelen estar abiertas al público.

    9

    Espectáculo multimedia en Carrières de Lumières

    Una representación mágica en una antigua cantera

    • Vida nocturna
    • Exótico

    Les-Baux-de-Provence fueron unas canteras de piedra caliza desde la época romana hasta los años treinta. En la actualidad, este lugar histórico se ha transformado para acoger espectáculos audiovisuales de música y vivos colores. Ocultas en una rocosa ladera de montaña, las Carrières de Lumières ofrecen una experiencia inmersiva en la que los visitantes se ven completamente rodeados por imágenes que se proyectan en las gigantescas paredes de piedra.

    En las presentaciones de otros años se han mostrado los trabajos de artistas como Miguel Ángel, Rafael, Marc Chagall, Picasso y Vincent van Gogh. Si quieres evitar las colas, sobre todo en los meses de verano, lo mejor es reservar entrada para uno de los horarios disponibles.

    Ubicación: Route de Maillane, 13520 Les-Baux-de-Provence, Francia

    Horarios: Enero, marzo, noviembre y diciembre: todos los días, de 10:00 a 18:00; entre abril y junio, y en septiembre y octubre: todos los días, de 09:30 a 19:00. Julio y agosto: todos los días, de 09:30 a 19:30.

    Teléfono: +33 (0)4 90 49 20 02

    Mapa

    Foto de Joseolgon (CC BY-SA 4.0) modificada

    10

    Visitas a bodegas especializadas en rosados

    Legado de los antiguos griegos en la Provenza en el 600 a. C.

    • Gastronomía

    En la Provenza se producen numerosos tipos de vino, pero el más popular es, sin duda, el rosado, un caldo fresco, afrutado y aromático. Como quizás sabrás, es una delicia típicamente veraniega, y la mejor forma de disfrutarlo es en una soleada terraza con vistas al bello paisaje provenzal.

    Además, si te gusta este tipo de excursiones, te faltarán días para visitar todas las bodegas, ya que la región acoge más de 600. La mayoría de ellas están abiertas al público, y organizan visitas y catas. Puedes unirte a una de ellas o, sencillamente, explorar la zona en coche y buscar el característico cartel "Routes des vins de Provence" que indica el camino a la siguiente tentación vinícola.

    Lana Willocks | Escritor

    Organiza tu viaje

    ¿Por qué reservar en Hoteles.com?

    Alerta de viaje

    Restricciones por el COVID-19.

    Ver detalles
    Volver arriba

    Maps